Entrevista a Javi Martín

ENTREVISTA A JAVI MARTÍN

Intento vivir en una telecomedia”

Javi Martín es un personaje televisivo por antonomasia. La popularidad que lleva aparejada la televisión no ha cambiado a este actor que sigue manteniendo los mismos principios que tenía antes de salir en la pequeña pantalla. Ahora son los escenarios los que tienen imantado a Javi. Ha interpretado a uno de los personajes de Mi primera vez, en el Teatro Maravillas de Madrid. Cuan trovadores del siglo XXI, Javi Martín y el resto del elenco de la obra cuentan al público las primeras relaciones sexuales más peculiares de quienes así han querido describir sus propias experiencias. Pero Javi Martín  quiere ser incombustible sobre el escenario y en enero de 2010 estrenará Arte junto a Quique San Francisco y Vicente Romero.

Javi Martín rodeado del verde esperanza de un salón del hotel Room Mate Mario (Madrid)

P. En Mi primera vez se cuentan las primeras relaciones sexuales más divertidas de algunas personas, pero para todos los aspectos de la vida hay una primera vez, ¿cuál ha sido tu peor primera vez?

R. Hace una semanas tuve un problema de cervicales y espalda. Y como el teatro es así, aunque tengas dolor, te aguantas y sales a escena, a no ser que estés medio moribundo. Pues llegaba el jueves y yo tenía unos mareos terribles y pensaba que no podría hacer la función. Fue la peor función de mi vida aunque el público no se enteró, pero la primera vez que estoy en el teatro sintiéndome fatal y es una sensación horrible. Lo que tiene el teatro, generalmente, es que si te encuentras mal cuando sales a escena te recuperas y pasas a estar bien, se pasa la fiebre o  si coges la  gripe, lo haces en los días que no hay función. Pero en esta ocasión lo pasé muy mal.

P. Mi primera vez habla básicamente de sexo, pero ¿en qué foros no te encuentras tú a gusto hablando de sexo?

R. Con la familia. Con mi abuela, pues no. Con mi madre… con mi madre no me pongo a hablar de sexo. Eso son intimidades que sólo se pueden hablar con la gente con la que tienes confianza. No vas a ir contando esas cosas por ahí a todo el mundo. Pero la gente de mi edad yo creo que hablamos todos con mucha libertad del sexo. Yo tengo dos desnudos en Mi primera vez y cuando ha venido mi madre a verla, me he tapado un poco más. Con mi padre no me da tanto corte, pero con mi madre me da un poco más.

P. ¿No te da ningún reparo salir al escenario desnudo?

R. No. Para ser actor hay que ser bastante exhibicionista. Desde el primer momento, no me importa. Yo no tengo mucho pudor (risas). No soy una persona muy pudorosa, excepto con mi madre. No me pongo en pelotas delante de ella.

Javi Martín, feliz ante sus proyectos laborales

P. Tu experiencia en el teatro es relativamente joven y frente a ello hay muchos actores que han pasado años formándose y trabajando en el teatro, pero sin llegar a obtener papeles como los que tú has interpretado. Esto puede causar algún tipo de envidia a alguno de ellos, ¿cómo se puede asumir esa situación por ese actor que no ha llegado donde tú estás?

R. Para empezar no tienen por qué tener ningún tipo de envidia, en todo caso, envidia sana. Todo llega si uno tiene intención de currárselo. El consejo que yo doy a los actores que empiezan es que la clave de esto es no desesperar. Hay momentos en los que no se trabaja, se está en el paro y se está muy mal. Pero cuando eso te sucede la tercera vez, te das cuenta de que esto es así y es inherente al trabajo. Los actores que más han trabajado son aquellos que no han abandonado en los momentos de bajón.

P. ¿Te ves interpretando un Calderón o un Lope de Vega?

R. Sí, sí. No voy buscando nada en concreto. Son trabajos muy interesantes, de todos se aprende. No busco ese teatro en especial, pero si surge, me encantaría.

P. Javi Martín hace humor y divierte al público en tono cómico. ¿Tú eres así también en el día a día o eres un tipo serio y estirado?

R. (Risas) Yo soy así. Soy muy optimista. El mal rollo me pone muy nervioso. Lo negativo me echa para atrás. A veces es un problema porque no todas las situaciones son ideales y hay que afrontarlas, pero intento no dar el coñazo con problemas ni ser un pesado del buen rollo. Intento vivir en una telecomedia.

P. Y profesionalmente, ¿piensas que siempre vas a estar vinculado al humor?

R. Sí. Estoy encantado de hacer humor y eso me llena plenamente. Si sale trabajo para hacer un papel dramático, estupendo. Pero es tan amplio el trabajo que se puede hacer desde el humor que no te cansas nunca.

P. Hablábamos de los momentos de bajón profesional que puede tener el actor, que también supone una reducción del nivel adquisitivo del actor, ¿cómo te preparas tú por si te llega ese momento?

R. No llegando a un nivel económico que luego no se puede mantener. Yo sigo llevando la misma vida. Luego, tengo mis caprichitos y me he comprado una casa que me gusta cuando he tenido dinero. Pero no me gasto mucho dinero en ropa, no hago muchos excesos. Mi entorno no tiene un nivel económico boyante. Y yo quiero seguir manteniendo los amigos que tengo. Si yo subo de nivel, mis amigos no pueden seguirme. Así que si nos vamos de vacaciones y tenemos que ir a un hostal porque no da para más, no pasa nada. Y si luego te puedes dar un homenaje y te puedes pegar un viaje largo para conocer nuevos lugares, pues es estupendo.

P. Dice mucho de ti eso de querer mantener un nivel económico, mantener a tus amigos de toda la vida, porque hay gente que se hace popular y se les va la pinza…

R. Supongo que habré tenido momentos tontos, sobre todo, cuando estaba en Caiga quien caiga y más que se me fuera la pinza, era el agobio de la popularidad. Hasta que la digieres pasa mucho tiempo. En realidad, si se te va la pinza no es por ser actor o tener un trabajo público, a quien se le va la pinza es porque es una persona vulnerable a eso. Pero como en todas las profesiones hay actores que son estúpidos y otros que son muy majos.

P. ¿Dónde has ido encontrando a tus amigos?

R. Gente que conoces en una fiesta, gente con la que conectas. Por ejemplo, ahora es muy amigo mío el hermano de un amigo mío. Son todos gente con buen rollo, gente a la que le gusta disfrutar de la vida, pasarlo bien. Donde no tengo muchos amigos es dentro de la profesión. Separo mucho las relaciones de trabajo de la amistad.

P. ¿Y amigos del colegio?

R. No, no los conservo. Además, soy antifacebook. Si alguien se ha quedado por el camino es por algo y no vas a recapitular todo lo que ha sucedido en el pasado. La vida ha querido que no vuelvas a ver a alguien o has sido tú el que no has querido. Pero ahora estás localizable en tu casa y hay que tener cuidado. Hay que dejar que la vida fluya sola. Entiendo que está muy bien para ciertas cosas, pero dejar las ventanas de tu casa tan abiertas puede provocar que entre mucho viento o que entre la lluvia, si hay tormenta. Ya lo del móvil me parece un coñazo. Estar veinticuatro horas al día conectado al mundo me parece un coñazo.

P. Si te digo que tengo un virus informático en mi ordenador, ¿serías capaz de arreglarlo?

R. No, seguro que no.

P. ¿No te ha quedado nada de aquello que estudiaste?

R. (Risas) No, nada. Me acabo de comprar un ordenador ahora y debería ir a clases de Mac para enterarme porque no tengo ni idea. No sé hacer nada, soy un desastre. Lo he comprado por iniciativa de Gabriel Olivares, el director de Mi primera vez, pero no acabo de cogerle el gusto.

P. Javi, ¿para cuándo tu grupo musical? Como cada vez más actores tienen una formación musical…

R. Pues no está entre mis planes. Doy clases de canto, es verdad, pero porque me gustaría algún día hacer un musical, pero un grupo musical no. Es un sueño que me gustaría alcanzar.

La charla con Javi Martín continuó al finalizar entrevista en el salón del hotel Room Mate Mario (que amablemente nos prestó una sala para la entrevista) lo que nos permitió confirmar la sinceridad del actor en sus declaraciones y la confianza que Efecto Madrid le transmitió. ¡Muchos éxitos, Javi, te los mereces!

Anuncios

2 comentarios

Archivado bajo entrevistas

2 Respuestas a “Entrevista a Javi Martín

  1. Mª Angeles Marcos

    Una entrevista muy interesante, y Javi un fachón.

    Un beso.

  2. Mónica A.

    Felicidades! ¡buena buena! por cierto, ¡feliz año!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s